top of page
  • Foto del escritorTeresa Del Rosario

7 cosas que harán tu postparto más fácil


Qué delicado me parece siempre hablar del postparto... cuántas emociones y sensaciones nuevas. No sólo nace un bebé, también nace una madre, nace una familia.

Tu cuerpo está trabajando de forma muy intensa cada día para recuperarse de la maratón que supone el parto.


Por eso, te dejo 5 cosas (super útiles) que te ayudarán en tu recuperación postparto.


¡Toma nota!


Preservativos congelados: ¡como lo oyes! son un súper aliado para la inflamación de la zona perineal tras el parto. Compra cajas de preservativos, llénalos de agua y mételos en el congelador. Te vendrán fenomenal para aliviar y bajar la inflamación, sobre todo si te han dado puntos en la zona perineal. Consejo extra: no te apliques el frío directamente en la piel que la puedes quemar, envuélvelos en una compresa o gasas primero.


Infusiones de tomillo y cola de caballo: pero no para beber, sino para impregnarlas en compresas y aplicarlas en el periné. Van también genial para el dolor y la molestia en la zona. Haz una infusión de tomillo y cola de caballo y déjala enfriar, luego impregna varias compresas postparto y mételes en el congelador. Aplícatelas varias veces al día sobre la zona perineal. ¡Mano de santo!


Hojas de col: para los primeros días de lactancia cuando se produce la subida de la leche. La col tiene propiedades inflamatorias. Mete las hojas en el congelador y aplícatelas después de la toma del bebé al pecho cuando te notes molestia, dolor o calor y dureza. Van fenomenal.


El contacto de una matrona: para resolver dudas, preguntas, ayuda con la lactancia, nada como tener a una matrona que te ayude en los primeros días postparto. ( o en cualquier momento de la crianza que lo necesites, ¡pon una matrona en tu vida!). Si necesitas ayuda con la lactancia o el postparto, puedes contactarme AQUÍ.


Cremas de caléndula: van muy bien para cicatrices, estrías, pezones resecos o doloridos (ojo, las grietas siempre hay que valorarlas antes para identificar la causa), heriditas en la zona del pañal del bebé, labios secos... ¡La caléndula tiene múltiples usos!


Cojín de lactancia: los primeros días postparto sentirás que lo único que haces es tener al bebé al pecho (si das lactancia materna), por eso, es importante tener una buena almohada o cojín que te ayude con ciertas posiciones y te ayude a prevenir posibles contracturas.


Colector de leche materna: ojo, esto no es lo mismo que un sacaleches. El colector recoge la leche obtenida durante el reflejo de eyección que se produce al poner al bebé a mamar de un pecho o si tienes mucha producción y goteas todo el rato, sobre todo las primeras semanas. Recoge esa leche tan valiosa y guárdala en la nevera o congelador.



Colector de leche materna de Lansinoh con sujección al cuello







¡Espero que hayas tomado nota de todos ellos! Preparar el postparto es igual de importante que hacer la maleta del hospital cuando vas a dar a luz. Si necesitas AYUDA, alguna consulta relacionada con cualquier tema de maternidad o preparación al parto, no dudes en contactarme, estaré encantada de ayudarte, vía online o presencial.



139 visualizaciones0 comentarios

Comments


bottom of page